Facebook Twitter Google +1     Admin

“Desde niña quise ser presentadora”

20100507223619-20080109224208-claudia.jpg

 Probablemente antes que ella lo concibiera en su mente, muchos miembros de la redacción de Cinco de Septiembre presentíamos que la traviesa Claudita iba a ser artista. Su padre, Manuel Villafaña, uno de los diseñadores del semanario, la traía desde niña a nuestra sede, y todos quedábamos impresionados por su viveza, locuacidad y capacidad perceptiva ya entonces visible no solo en el diálogo oral, sino además en sus composiciones y poesías.
 ¿Lo sabías tú también?  
 “Pues mira que sí. Siempre lo supe, porque cuando a uno le gusta algo hace lo posible por llegar al punto que quiere. Desde que era chiquita elaboraba programa de televisión, sola, frente al espejo; o con mis amiguitas. También grababa espacios radiales en mi imaginación. En las fiestas yo elegía ser la conductora de todos los espectáculos que se montaban al calor de mi idea. Y me paraba frente al televisor, veía los espectáculos, y añoraba formar parte de ellos”.  “Ojalá hubiera tenido una cámara entonces para poder filmar todo aquello; y además, cuando cantaba o declamaba en los matutinos de primaria”.  
 ¿La mesa de diseño paterna te atrajo alguna vez?  
 “La verdad, sea dicha, es que para el diseño realmente no sirvo. Si bien observar a mi papá constantemente en dicha actividad me ayudó a tener buen gusto; él me lo acrecentó, me enseñó a discernir, a decantar desde el punto estético. Eso me ha ayudado cantidad en la vida; él siempre me dice: ´mira tal espacio, eso se hace así, este encuadre va de tal manera´”.  
 ¿Cómo llegas a la televisión?   
 “Al iniciar noveno grado, casi por obra de la casualidad. Fui al telecentro local Perlavisión, en momentos en que estaban a punto de conformar un casting para un nuevo espacio de corte juvenil. Me informan sobre el día a realizarse; voy y me encuentro con más de  setenta aspirantes, todos mayores que yo. Sin embargo, aprobé y comencé a hacer el programa, en el cual me he mantenido desde entonces, hace exactamente cuatro años”.  
 “Tiempo Joven sale al aire los miércoles cada quince días, a las cuatro de la tarde, con una duración de 27 minutos, dirigido por Eviecer Tamayo. El pasado año tuvo difusión nacional durante la etapa veraniega, por el canal 48”.  
 ¿Cuál es el objetivo básico de Tiempo joven?   
 “Orientar a la juventud, tal es su esencia. En pos de ello se abordan temas de gran potencial como el alcoholismo, las drogas…,  problemáticas sociales disímiles, las relaciones intergeneracionales, la sexualidad o la educación formal en estas edades”.
 ¿Qué piensas del extremo grado de afectación de algunos de tus colegas nacionales de programas juveniles; por ejemplo la presentadora de Conexión?
 “A mí no me funciona mucho eso. Lo fundamental del conductor es el nivel de comunicación que logre establecer con el receptor, si no tiene ese don de que a la persona le llegue lo que tú pretendes transmitirle de nada valdrá cuanta afectación o sensacionalismo puedes agregarle al mensaje. Se puede comunicar de muchas maneras; no solo mediante la voz, sino también a través de gestos, miradas”.  
 Suele decirse en el medio que muchas direcciones confieren preeminencia a la presencia física, y especialmente al rostro, de los comunicadores televisivos  
 “Es cierto. Aun no pocas personas supeditan todo a la imagen; sin embargo creo que no resulta esencial. Lo esencial es lo que te refería anteriormente: comunicar.   
 ¿Te reactivó la carga de tus baterías este premio?   
 “Seguro. Me reportó energía para trabajar con más entusiasmo, mejor, e investida de nuevos aires. Eso resulta lo más importante de todos los premios; aparte de que son muy saludables para la autoestima”.  

 

18/06/2007 16:59. Mercedes Caro #. Mujer y Sociedad

Comentarios » Ir a formulario

evasalsur

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





...

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris