Facebook Twitter Google +1     Admin

"Imagino un mundo futuro mucho mejor que el presente"

20101119203317-allende-isabel.jpg

Por Ramón Barreras Ferrán

  Entrevistar a Isabel Allende era un viejo anhelo periodístico, desde que leí La Casa de los Espíritus (1982) y De amor y de sombra (1984). Sus obras encantan por el  lirismo (y realismo) mágico que las envuelve. Se leen con pasión en América, y con el mismo interés en Alemania, China, Japón… Pero, ¿cómo llegar a ella?
  En 1973, debido al golpe de Estado en su país, el que acabó con la vida de su tío, el doctor Salvador Allende, se exilió en Venezuela. Retornó a Chile en 1988. En la actualidad, vive en California, Estados Unidos.
  Es la escritora en lengua española más leída de todos los tiempos. “Cada novela tiene su propio estilo, no me gusta repetir fórmulas”, ha dicho. Se han vendido millones de copias de sus libros, traducidos a muchos idiomas.
  Decidí hace poco explorar en Internet y tratar de encontrar alguna vía para enviarle un mensaje con la petición de que respondiera algunas preguntas. Encontré una. Escribí.   Pasados los días, la persona respondió que me ayudaría. Cuando le cursé el cuestionario, respondió entonces no poder hacerlo llegar a Isabel como había prometido, sin más explicación. Pero me dio una luz: la dirección electrónica de su asistente personal: Juliette Ambatzidis.
  Sin mucha esperanza, lo confieso, le envié un mensaje. Sabía por materiales periodísticos y televisivos que Isabel redacta entre diez o doce horas diarias en su escritorio, y no permite que la molesten, no atiende el teléfono…
  ¡Sorpresa! A los dos días Juliette respondió. Aseguraba, muy amablemente por cierto, que me ayudaría en el empeño. Tras algunas comunicaciones en inglés (al parecer ella domina mejor ese idioma), sugirió le enviara el cuestionario. Así lo hice. Pasaron varios días. Y una tarde llegó a mi buzón el correo tan esperado, con una breve nota: “Dear Ramón: Here are the answers, in the attachment. Sincerely, Juliette Ambatzidis. Assistant to Isabel Allende”. (Estimado Ramón: Aquí están las respuestas, en el documento adjunto. Atentamente, Juliette Ambatzidis. Asistente de Isabel Allende).
  Poco después, en otro mensaje, me facilitó el ID y la contraseña para entrar al álbum de fotos familiares que está en Internet y poder escoger, al mayor tamaño posible, la imagen que necesitara para acompañar el texto.
  Pongo entonces, a consideración de los lectores las preguntas y respuestas. Pienso que, quizás, haya valido la pena el empeño.
  - El escritor cubano Alejo Carpentier dijo que el “Periodismo es literatura hecha de prisa”. ¿Cuánto le ha servido el periodismo en su quehacer literario?
  “Lo que aprendí como periodista en mi juventud me ha servido mucho en la literatura: atrapar la atención del lector desde las primeras líneas, investigar un tema, procurar cierta objetivad (que jamás consigo), uso eficiente del lenguaje, conducir una entrevista, escribir apurada y sin ninguna comodidad, tener en mente al lector”.
  - A la luz del tiempo, ¿cómo recuerda La Casa de los Espíritus?
  “No he vuelto a leer ese libro, ni ningún otro que he escrito, pero lo recuerdo con mucho afecto.  Escribí mi primera novela con inocencia, frescura y sin miedo, porque no tenía esperanza de que fuese publicada. La escritura fue una catarsis, un intento de recuperar el mundo que perdí con el golpe militar de Chile en 1973.  El éxito que tuvo la novela me dio una voz, determinó mi destino y abrió el camino para los libros que he escrito después.   ¿Cómo no estar agradecida a esos espíritus?”.
  - En una entrevista publicada hace algún tiempo, usted afirmó ser “la mujer madura que tiene la misión de cuidar a los jóvenes y facilitarles las cosas, para que no tropiecen tanto como he tropezado yo en el viaje de mi vida”. ¿Qué les sugiere a ellos?  
  “Que vivan con alegría y confianza. La verdad es que uno controla muy poco, la vida se encarga de llevarnos en una y otra dirección. Hay que soltarse, entregarse y perder el miedo.  A las mujeres les diría que tengan amigas, que vivan conectadas a sus madres, hermanas e hijas. La solidaridad femenina nos hace fuertes y nos da libertad”.
  - ¿Cuánto hay de magia en el realismo de sus obras?
  “Consideramos ‘mágico’ aquello que no podemos explicar o controlar. De acuerdo a esa definición, hay magia por todas partes, tanto en la vida como en la literatura. En mis libros hay emociones, intuición, sueños, premoniciones, fenómenos de la naturaleza y de la psiquis humana, etc.  No hay fantasía, pero hay misterio”.
  - Si tuviera que seleccionar uno solo de sus libros, ¿cuál escogería y por qué?
  “La Casa de los Espíritus, porque me hizo escritora y me ganó lectores y editores en todo el mundo.  Después de ese libro nunca he tenido necesidad de rogar a un editor para que me publique”.
 - Algunos estudiosos de su literatura afirman que usted tiene influencia de los clásicos, como Neruda, García Márquez… ¿Cuánto de cierto hay en ello?
  - “Creo que todos tenemos influencias. Yo soy una persona abierta y permeable, casi todo me afecta y muchas cosas me dejan una huella imborrable. Por supuesto, existen escritores fundamentales en mi formación, desde los novelistas rusos clásicos hasta García Márquez, pero también me han influido el cine, los viajes, las experiencias acumuladas”.
  - ¿A qué atribuye la notable aceptación que tienen sus libros no sólo en América, sino también en Europa y Asia?
  “No hay explicación, porque no hay una fórmula; mis libros son todos diferentes. Esta pregunta me la han hecho a menudo y no sé contestarla. Se me ocurre que mis historias y personajes son más o menos universales, escribo sobre relaciones y emociones humanas y ésas son similares en todas partes”.  
  - “Sueño con seguir escribiendo, seguir enamorada y seguir cerca de mi familia hasta el fin de mis días”, aseguró. ¿Son esos sus únicos sueños?
  “En lo personal, eso sigue siendo cierto, pero también tengo sueños más elevados: imagino un mundo futuro mucho mejor que el presente, con paz, igualdad, respeto entre las personas y por la naturaleza, tiempo libre para todos, belleza”.

Libros de Isabel Allende


La Casa de los Espíritus/1982
La Gorda de Porcelana/1984
De amor y de sombra/1984
Eva Luna/1987
El plan infinito/1991
Cuentos de Eva Luna/1992
Paula/1994
Afrodita/1997
Hija de la fortuna/1999
Retrato en sepia/2000
La Ciudad de las Bestias/2002
Mi país inventado/2003
El Reino del Dragón de Oro/2003
El Bosque de los Pigmeos/2004
El Zorro/2005
Inés del alma mía/2006
La suma de los días/2007
La isla bajo el mar/2009

Comentarios » Ir a formulario



gravatar.comAutor: flor

Buscando una dirección de correo de la asistente personal de isabel para enviarle una carta, tropecé con esta entrevista, quede fascinada. Son preguntas que muchas veces pense mientras escogia uno de sus libros. Hoy termine de leer El Amante Japonés y decidi escribirle una carta de agradecimiento, ya que una vez más, logro sensibilizarme y llenarme de amor. Que bueno que hayas tenido un contacto. Increíble. Saludos.

Fecha: 04/09/2015 19:07.


Añadir un comentario



No será mostrado.





...

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris